TERCER DOMINGO DE CUARESMA (March 4th) – CICLO B

print
TERCER DOMINGO DE CUARESMA – CICLO B

 

ANTES DE COMENZAR:

 

Ora y pidele a Dios que te hable a través de Su Espíritu Santo. “EL ESPIRITU SANTO INTERPRETE, QUE EL PADRE LES ENVIARA EN MI NOMBRE, LES VA A ENSEÑAR TODAS LAS COSAS Y LES RECORDARA TODAS MIS PALABRAS.”  (JUAN 14:26)

 

PRIMER DIA  Vuelve a leer las lecturas de la semana pasada.

 

  1. ¿Cuál fue el mensaje qué recibiste de la homilia o de las lecturas que oiste en misa el domingo?

 

  1. ¿De lo que aprendiste, qué escogiste para aplicar a tu vida esta semana?

 

SEGUNDO DIA                                                    LEE EXODO 20:1-17                                      PRIMERA LECTURA

 

(“Yo soy el Señor tu Dios.”)

 

  1. ¿A quién liberó El Señor? ¿De dónde los sacó y de dónde les habló? Exodo 20:1 y Nehemías 9:13

 

  1. ¿Qué dijo El Señor que tu no debes tener, qué es lo que no debes tallar y qué clase de Dios es El?

Exodo 20:3-5

 

  1. ¿Qué moldea un artesano? Isaías 40:19

 

  1. ¿Qué hacen la sapiencia y el amor, y qué es lo que sabemos acerca de los ídolos y de Dios?

1 Corintios 8:1-6

 

  1. ¿Qué concederá Dios hasta la milésima generación, y a quiénes ha de conceder ésto? Exodo 20:6

 

  1. ¿A quiénes mostrará misericordia? Mateo 5:7

 

  1. ¿Qué es lo que tu no debes hacer al nombre de Dios y a quiénes no dejará sin castigar El Señor?

Exodo 20:7

 

  1. ¿Qué día debes recordar de mantener santificado y qué es lo que no debes hacer ese día? ¿Qué hizo El Señor en el séptimo día? Exodo 20:8-11

 

  1. ¿A quiénes debes honrar y honrando a éstos qué es lo que podrás obtener? Exodo 20:12

 

  1. ¿Qué es lo que tu no debes hacer, según se ve en Exodo 20:13-17?

 

  1. ¿Qué dijo Jesús al hombre que necesitaba para poder heredar la vida eterna? Marcos 10:17-22

 

  1. ¿Qué vino a hacer Jesús? Mateo 5:17

 

Personal – ¿Cuál de los mandamientos tienes dificultad en seguir? ¿Qué puedes hacer para cambiar esa área de dificultad?

 

 

 

TERCER DIA                                                   LEE 1 CORINTIOS 1:22-25                                SEGUNDA LECTURA

 

(“Cristo es el poder de Dios y la sabiduría de Dios.”)

 

  1. ¿Qué demandan los judíos y qué buscan los griegos? 1 Corintios 1:22

 

  1. ¿Cuál fue el principio de las señales de Jesús en Caná? ¿Qué reveló eso y qué comenzaron a hacer sus discípulos? Juan 2:7-9, 11

 

  1. ¿En qué crecía Jesús? Lucas 2:52

 

  1. ¿Qué viene con la soberbia y qué convive con los humildes? Proverbios 11:2

 

  1. ¿Cuál es el principio de la sabiduría? Proverbios 9:10

 

  1. ¿Qué proclama Pablo y qué es esto para los judíos y gentiles? 1 Corintios 1:23

 

  1. ¿Qué dijo Simeón a María acerca de Jesús? Lucas 2:34

 

  1. ¿Qué dijo Pablo acerca del mensaje de la cruz? 1 Corintios 1:18

 

  1. Para aquellos que son llamados, ¿qué es Cristo? 1 Corintios 1:24

 

  1. ¿Cómo es la locura de Dios y la debilidad de Dios? 1 Corintios 1:25

 

  1. ¿Porqué fue crucificado Jesús? ¿Cómo vive El y como vivimos nosotros con El? 2 Corintios 13:4

 

Personal – ¿Cómo proclamas a Cristo crucificado a tu familia, amigos, colaboradores, y compañeros? ¿Puede haber obstáculos para ti o otros en proclamar a Cristo crucificado?

 

CUARTO DIA                                                          LEE JUAN 2:13-25                                                           EVANGELIO

 

(“…El estaba hablando acerca del templo de su cuerpo.”)

 

  1. Ya que la Pascua de los Hebreos estaba acercándose, ¿adónde fue Jesús? ¿A quiénes encontró Jesús sentados en el templo y qué estaban haciendo ellos? Juan 2:13-14

 

  1. ¿Qué hizo Jesús y cómo lo usó? ¿y qué hizo con las monedas y las mesas? Juan 2:15

 

  1. ¿Qué dijo Jesús a los que vendían las palomas? Juan 2:16

 

  1. ¿De qué se acordaron Sus discípulos? Y ante esto, ¿qué le dijeron los judíos? Juan 2:17-18

 

  1. ¿Qué dijo Jesús acerca del templo? Juan 2:19

 

  1. ¿Cuánto tiempo dijeron los judíos que el templo había estado en construcción? Juan 2:20

 

  1. ¿De qué estaba hablando Jesús? Juan 2:21

 

  1. ¿Qué es su cuerpo? ¿Quién tiene morada dentro de ti y qué debes hacer con su cuerpo?

1 Corintios 6:19-20

 

  1. ¿Qué les sucedió a los discípulos cuando Jesús resucitó de entre los muertos, y en qué dos cosas llegaron a creer? Juan 2:22

 

  1. ¿Quién nos recuerda todas las cosas que Jesús dice? Juan 14:26

 

  1. ¿Qué hizo que muchos comenzaran a creer en Su nombre? Juan 2:23

 

  1. ¿Porqué Jesús no se fiaba de ellos y qué sabía bien? Juan 2:24-25

 

  1. ¿Cómo podría la cruz de Cristo desvirtuarse de su significado? 1 Corintios 1:17

 

  1. ¿A quién eligió Dios de este mundo y qué llegó a ser Jesús para nosotros? 1 Corintios 1:27, 29-31

 

Personal – ¿Cómo puede ser el ganar y hacer dinero un obstáculo para tu templo (tu cuerpo)?

 

 

QUINTO DIA                                                        LEE SALMO 19:8-11

 

(“La ley del Señor es perfecta,”)

 

Leé y medita el Salmo 19:8-11

 

¿Qué te dice personalmente el Señor a través de este Salmo?

 

¿Cómo puedes aplicar esto a tu vida diaria?

 

 

 

SEXTO DIA                                                  LEE TODO EL COMENTARIO

 

EXODO 20:1-17

 

La lectura de hoy nos trae la ley que fue designada para conducir a Israel a una vida de santidad práctica. La intención de los Diez Mandamientos era la de dirigir a la comunidad para satisfacer las necesidades de cada persona en una manera cariñosa y responsable. Los israelitas apenas habían llegado de Egipto, una tierra de muchos ídolos y dioses. Era muy común el adorar muchos dioses para poder tener una vida colmada. Cuando Dios dijo a Su pueblo de adorar a El, la gente creyó que El era solo un dios mas para agregar a la lista. Y cuando El dijo “No adorarás a otros dioses después de mi” fue duro para la gente el aceptarlo. Dios hizo este Su primer mandamiento y lo puso enfáticamente por sobre todos los otros mandamientos.

Para cuando Jesús llegó, la mayoría de la gente interpretaba la ley de manera equivocada. Veían a ésta como un medio de salvación. Pero Dios muestra que la ley es un plan por excelencia para vivir, no un metodo de salvación. Necesitamos solo mirar alrededor nuestro y podemos ver que mucha gente hoy deja que ciertos valores se conviertan en dioses para ellos. Buena salud, dinero, fama, trabajo o placeres pueden convertirse en dioses cuando nos concentramos demasiado en ellos como significado y seguridad en nuestras vidas.

 

Nadie realmente se dedica a venerar estas cosas, pero, la cantidad de tiempo y energía que estas cosas ocupan en la vida de la gente, las deja crecer como dioses que al fin llegan a controlar nuestros pensamientos y energías. La única manera de hacer que esos ídolos y falsos dioses no nos dominen es que Dios sea el que tome el lugar central en nuestras vidas. El nombre de Dios es especial porque lleva consigo Su identidad personal. El modo como nosotros usamos Su nombre revela la forma como realmente nos sentimos hacia El. Mentir es un atentado a engañar. Dios nos pone en guardia contra esta clase de decepción. Aún cuando la decepción es un estilo de vida para mucha gente, nosotros debemos resistirla. Sólo Dios puede proveer todas nuestras necesidades (Filip. 4:19) y necesitamos solamente ir a El en oración (Filip. 4:6-8) para encontrar la paz que va mas allá de todo entendimiento.

 

 

1 CORINTIOS 1:22-25

 

Pablo nos dice que mucha gente en Corintio pensaba que las Buenas Nuevas de Jesús eran tonterías porque a ellos les habían enseñado que el Mesías sería un héroe conquistador, no un sufrido sirviente. Jesús no restituyó el trono de David como ellos esperaban. Habiendo sido ejecutado como un criminal común, ciertamente no ayudaba a aquéllos en Corintio a mirar a Jesús como Su Salvador. Los griegos pensaban que el Evangelio era tontería porque ellos no creían en la resurreción del cuerpo. Los griegos no veían en Jesucristo la fortaleza de sus dioses mitológicos y tampoco pensaron que ninguna persona respetable sería crucificada. Para los griegos la muerte era derrota, no victoria.

Hoy las Buenas Nuevas de Jesucristo todavía suenan a tontería para algunas personas. Nuestra sociedad reverencia la juventud, la influencia, la riqueza, el poder y la salud. Jesús vino como un simple, pobre sirviente. (Filip 2:2-11). Jesús ofrece Su reino a aquellos con fe, no con talento, dinero o poder. Para el mundo, este método parece ser al contrario, pero es la vía que Dios eligió para salvarlo.

Pablo predicó sobre el Cristo crucificado y su mensaje fue el de la cruz. Enseñó que Jesús se despojó y obedientemente fue a su muerte en la cruz. (Filip. 2:2-11). Somos llamados a hacer eso y no menos. Somos llamados a diferir los unos a los otros y morir a nuestros propios deseos y necesidades. Vivimos en un mundo que glorifica el propio yo y trata desesperadamente ignorar los derechos y necesidades de los desalentados, abandonados y oprimidos. Somos mas fuertes cuando hacemos frente a las necesidades de los mas débiles. La Madre Teresa nos muestra que somos mas ricos cuando satisfacemos las necesidades de los mas pobres entre los pobres. Jesús mismos nos dice que cuando servimos a otros lo servimos a El. (Mateo 25:31-46).

 

JUAN 2:13-25

 

La celebración de La Pascua tomaba lugar anualmente en el templo de Jerusalén. Se esperaba que todos los varones judíos hicieran un peregrinaje a Jerusalén durante este tiempo. Jerusalen era a la vez el asiento político y religioso de Palestina, y era el lugar donde el esperado Mesías debía llegar. El templo, en la lectura de hoy, fue construído en el mismo sitio de aquél construído por Salomón, mas de mil años antes. (1 Reyes 6).

El impuesto del templo debía pagarse en la moneda local, por lo tanto, había la necesidad de tener cambistas. Se hacían ganancias y el interés alto era muy común entre los cambistas. La gente necesitaba hacer sacrificios propiciatorios por lo que también vendían animales. El precio de estos para sacrificio eran mucho mas caros en el templo que en otras partes. Jesús se enfureció por la deshonestidad y codicia de los cambistas y mercaderes. Su presencia era una burla al templo, el lugar de veneración a Dios, no un mercado.

Nuestra actitud es equivocada si vamos al templo a causa de contactos sociales o de negocios. Necesitamos estar seguros de que nuestra actitud refleje nuestro deseo de ir a la iglesia porque es el lugar de veneración a Dios. Hoy, en muchas iglesias, vemos señas de mercado en la forma de apuestas y venta de loterías. Estos son insultos a Dios y convierten Su casa de oración en mercado.

Jesús ejerció una justa indignación, no una ira incontrolable. Está bien enojarse por injusticias y pecados y esta mal enojarse sobre pequeñas, triviales ofensas personales. La resurrección de Jesús probaría Su autoridad para echar afuera a los mercantes, sanar, expeler los demonios y perdonar pecados. Somos llamados a hacer de nuestro templo del Espíritu Santo, el cual es nuestro cuerpo (1 Cor 6:19-20), un lugar de vida y sagrado sacrificio.

 

 

Aplicación

 

La primera lectura es un llamado a una virtud práctica. La segunda lectura revela al Mesías como un servidor que sufre. El Evangelio nos dice que el propósito de nuestra iglesia es el ser un lugar de devoción.

 

Esta semana, busca qué necesitas hacer para que tu familia te vea como a uno que se va transformando en virtuoso. Cuando veas lo que necesitas hacer, ve en el nombre de Jesucristo, a través de Su Espíritu Santo y de acuerdo con la voluntad de Su padre y HAZLO.

Posted in Bible Studies Spanish.